La locación y la alocación de las regulaciones


Pareciera que atribuirle al Estado su función de dar techo es un must aceptado de derecha a izquierda. EL tema es donde apalanco esa idea…y ni hablar del dinero, aún.

Las restricciones o regulaciones de las locaciones son necesarias en tanto se den inequidades que sean claramente del tipo monopólicas o de ese sesgo. Aunque sabemos que cuánto más nos alejamos de la física y matemática, más difícil es medir las inequidades. No es el ser humano, y menos un político de dudosa talla, el instrumento más adecuado

La locación es un negocio para los particulares y este negocio solo debería ser regulado fiscalmente por el Estado dentro del marco de política tributaria como cualquier otra renta.

Vamos, desde que se modificó el procedimiento para el desalojo por ocupación indebida, o sea ya hace unos largos años, los alquileres dejaron de ser un problema para ambos interesados.

La garantía propietaria familiar y en capital, el depósito, las comisiones y demás aditamentos no están legislados. Quedan libradas al consenso de las partes y nadie está obligado a firmar lo que no quiere ni a quedarse a vivir adonde no le conviene. Ni siquiera a alquilar a través de una inmobiliaria o un administrador. Punto

La internet, gracias a su megavelocidad de acceso a datos ha permitido tener una foto muy precisa del inquilino y saber quién se está sentado firmando un contrato de locación. Hoy a un inquilino se lo googlea y ya lo tenemos. Hoy a un propietario se lo googlea y ya lo tenemos.

Hace cuánto que tal o cual tiene el mismo celular, o donde vive la prima el tio o la novia, y hace cuánto. Listo! Ya se si da o no da. Si mide o no mide. Y bueno...., si hay un garante, ya se quien lo pagaría si mi inquilino cae en desgracia.

Hace ya varios años que la morosidad ha disminuido, que la gente se preocupa por mantener los records prolijos Y además, el rentista debe saber que:

El sol sale mientras no llueve, es de día pero por un rato, que el amor es eterno mientras dura y un inquilino es parte de un negocio que también puede fallar. Es un negocio y los negocios tienen siempre riesgo

Lo que nunca falla es el axioma que cuándo el Estado regula más de lo necesario, termina exponiendo a la parte más débil que siempre paga el pato.

  1. gravatar

    # by Anónimo - 11:45 a. m.

    creeria que tras la dama riojana hay un stacruceño con un negocio derivado. Atentti. Pero buena linea en el post
    em

  2. gravatar

    # by Anónimo - 8:16 p. m.

    Cualquier regulacion del estado es mas de la necesaria.

    Es imposible de determinar "cuanto es lo necesario" porque un decimo mas o un decimo menos lo unico que cambia es a que intereses beneficia por medio de la coaccion, y eso deriva en dos preguntas:
    1. Es justo que algunos se vean beneficiados por la coaccion, mientras otros son victimas de esta?
    2. Cual es el metodo que no pueda ser llamado arbitrario para defniir cuales son los intereses que hay que beneficiar?